Cultivo de guerrilla

Abono foliar

(Marihuana en exterior, Jorge Cervantes)

La fertilización foliar (pulverizar las hojas con una solución nutritiva) logra que algunos elementos puedan ser procesados y utilizados de inmediato. La comida se absorbe directamente a través de las hojas. El abono foliar es una buena opción que evita que se alcancen niveles tóxi­cos de sales en la tierra pero, al igual que al abonar la tierra, se puede sobrefertilizar. Fertilizar diariamente con una solución diluida lava las sales de las hojas del mismo modo que al regar la tierra en exceso se lavan las sales que contiene. Un buen programa de fertilización foliar debería empezar tras el primer mes de crecimiento de la planta. Aplica la solución fertilizante con un pulverizador fino.

El abono foliar da trabajo y provoca rápidos resultados. Las plantas con una deficiencia de nitrógeno pueden pasar de verde pálido a verde lima en 24-48 horas. Los alimentos se aportan directamente y son utilizados al instante. La textura de la tierra y el pH no se ven afectados, pero la absorción de las raíces puede mejorar. Lo más común es combinar la fertilización fo1iar con la de la tierra. La emulsión de pescado, el guano de murciélago y las algas (kelpo de Patagonia) son buenos abo­nos foliares orgánicos. Por supuesto, hay que colados con un filtro de té y utilizar un pulverizador que no se atasque.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s