Cultivo de guerrilla

La importancia del agua

El agua en España suele estar llena de sólidos disueltos, también llamados “impurezas minerales” o “sales iónicas”, que afectan al pH y a la disponibilidad de los nutrientes (ver Agua y pH en Apéndice). A menudo, el pH está fuera de los límites 5,8-7, 10 que impide la absorción de los nutrientes. Las zonas desérticas del interior y la costa mediterránea tienen un agua alca1ina con pH superior a 7. Las zonas con altas precipitaciones bajo la influencia del océano Adántico son con frecuencia ácidas, con un pH por debajo de 7. Un exceso de sólidos disueltos en el agua de riego provoca que algunos nutrientes no estén disponibles para que la planta los absorba. El exceso de sales inhibe la germinación de las semillas, quema los tiernos pelos de las raíces, las puntas y los bordes de las hojas y, en general, atrofia a las plantas. El agua tiene mucha sal hasta a 30 kilómetros de la costa. Cuando se riega con agua salada (salobre), si el drenaje es insuficiente, las sales aumentan hasta alcanzar niveles tóxicos. Demasiado a menudo, los cultivadores pasan por alto que el agua está llena de sólidos disueltos.

Aprendemos que el sodio causa grandes problemas. Los cloruros y los sulfatos también dan problemas, pero pueden lavarse de la tierra. El exceso de sodio en el agua bloquea la absorción de otros nutrientes. La marihuana sólo puede usar de 5 a 10 ppm de sodio, pero hay más de 50 ppm en el agua. Las raíces absorben el sodio y no el potasio, aunque también esté disponible. Las altas concentraciones de sodio en la tierra hacen que los nutrientes y la humedad salgan de las raíces en lugar de entrar en ellas.

El sodio tiene un fuerte poder de permanencia y es caro de extraer. Hay diversas opciones. Una es un caro aparato de osmosis inversa que filtra entre 75 y 150 litros de agua y cuesta entre 30.000 y 75.000 pesetas; este aparato filtra el agua con sales a través de una membrana que sólo deja pasar agua pura; los sólidos disueltos (sales iónicas) se extraen del agua. Otra, también cara, es la desionización: pasar el agua a través de dos resinas y cambiar las sales perjudiciales con hidroxilo e hidrógeno, que son inocuos. Otras dos opciones importantes son la destilación y la electrodiálisis.

La forma más fácil y barata para detectar los sólidos disueltos es mirar el residuo que deja el agua al evaporarse. Este residuo aparece como una pequeña película de polvo que queda tras la evaporación. Busca sales en la superficie de la tierra o alrededor de los agujeros de los contenedores. Las macetas de barro a menudo tienen restos blanquecinos de sales por fuera. Si los niveles de sales son bajos, causan pocos problemas con la absorción de nutrientes. Niveles altos, por encima de 200 ppm, provocan grandes problemas impidiendo la absorción de los alimentos. Los síntomas de estos problemas pueden tardar semanas en aparecer claramente.

Regla práctica: pon medio litro de agua en una sartén y deja que se evapore. Si queda una película blanca visible, hay demasiadas sales disueltas en el agua.

El sodio del agua, muy soluble, se acuma1a con rapidez en la tierra. Los cultivadores que riegan con agua rica en sodio ven como las plantas crecen con lentitud, dan hojas pequeñas y alcanzan poca estatura. Al seguir regando se produce estrés a causa del sodio, ya que el líquido sale de las raíces y éstas se deshidratan. Cuanta más agua rica en sodio se les da, más secas quedan. ¡Las plantas pierden la capacidad de absorber agua!

¿Cuánto sodio es demasiado? Si hay más de 50 ppm, el cultivador debe” realizar ajustes desde el principio. La mayoría de las aguas de España tienen más de 50 ppm de sodio.

Usa sólo agua destilada o agua de lluvia para enraizar los esquejes, germinar las semillas y mantener las plantas madres. Cuando las plantas tienen uno o dos meses, son más fuertes y pueden aguantar mayor exceso de sodio. Es necesario lavar la tierra una vez al mes (ver más abajo).

¿Qué se puede hacer con un agua cargada de sodio tan soluble?
Una opción para aquellos que tengan entre 50 y 75 ppm de sodio es lavar el exceso de sales enjuagando la tierra con 3 litros de agua por cada litro de tierra. Al lavar la tierra también se arrastra el exceso de cloruros y sulfatos, 10 que hace que sea una buena opción para los cultivadores urbanos, que tienen mucha agua y plantas en macetas.

Después de trasplantar, riego abundantemente con agua del grifo o del pozo, ambas tienen mucho sodio. A continuación añado fosfato amónico al agua, con esto el sodio se hace soluble y se puede lavar de la tierra. El fosfato amónico también añade nitrógeno (amonio) y fósforo (fosfato) a la tierra.”

Los cultivadores que tengan mucho sodio en el agua y poca cantidad de ésta, deben seguir el consejo al pie de la letra.

Los cultivadores disuelven una pequeña cantidad de fosfato amónico en un barril de agua de riego antes de regar las plantas.

Se puede diluir el agua cargada de sales mezc1ándo1a con agua de lluvia. Para resumir, hay cuatro formas baratas de mejorar la calidad del agua:

  1. Riega las plántulas, los esquejes y las madres con agua desti­lada o agua de lluvia.
  2. En jardines con macetas, lava la tierra con 3 litros de agua por cada litro de tierra.
  3. Mezc1a un 50% de agua de lluvia con el agua del grifo para diluir las sales disueltas.
  4. Riega una vez con agua del grifo y después otra con agua del grifo a la que le hayas añadido su1fato amónico.

La absorción de nutrientes queda bloqueada por el agua rica en sodio. Otros importantes nutrientes no pueden ser absorbidos por las raices debido a la osmosis. Lava en exceso el sodio de la tierra con agua limpia.

La mayoría de las veces, el agua de ríos y arroyos provenientes de manantiales o aguas de lluvia es limpia y buena para el riego. Se deben evitar los ríos urbanos, llenos de polución y restos de fertilizantes químicos. Si sacas agua para regar de un río, toma siempre agua que corra y evita el agua estancada.

El agua de pozo que sabe bien suele ser adecuada para cultivar.

Comprueba el pH del agua, así como el contenido en sales disueltas. Esta información suelen tenerla en el Departamento de Calidad de Aguas de la provincia. Muchas veces el pH está fuera del margen aceptable de 6.0 a 6.8. Las regiones desérticas suelen tener agua alcalina con un pH por encima de 7, y las zonas con grandes precipitaciones frecuentemente tienen un pH inferior a 6.

El agua que contiene azufre se distingue con facilidad por el olor y el sabor. El agua salina es más difícil de detectar. Las sales del agua salina (común en zonas costeras o desérticas) o de los residuos de fertilizantes pueden aumentar rápidamente en los contenedores; en los jardines plantados en el suelo, constituyen un problema menor. Un exceso de sales inhibe la germinación de las semillas, quema los pelos de las raíces y las puntas y los bordes de las hojas, y también detiene el desarrollo de la planta. Se puede lavar el exceso de sales de la tierra regando con dos litros de agua por cada litro de tierra. Si el exceso de sales es considerable, repite este lavado una o dos veces.

Hay depósitos de todas las formas y tamaños. Los cubos de basura de plástico de 200 litros, colocados uno dentro de otro, son depósitos baratos, ligeros y fáciles de esconder. Los depósitos verdes y marrones (los colores preferidos) se usan para recoger agua de lluvia o agua bombeada. Mantén las tapas cerradas para evitar la evaporación y mantener fuera a los pequeños roedores.

Los tanques de plástico grandes y plegables se encuentran en prove­edores agrícolas. Parecidos a una cama de agua, estos depósitos se meten en un agujero hecho en el suelo o simplemente se colocan sobre el terreno. Algunos cultivadores hacen su propio depósito. Cavan un hoyo de 1 metro de ancho, 1 metro de profundidad y tan largo como sea necesario. Lo forran con un plástico o tela impermeable. Después cubren el aislante con hojas y ramas muertas para camuflarlo.

(Marihuana en exterior, Jorge Cervantes)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s